Busconómico

Cómo rellenar un cheque bancario

Considerados en el pasado como una forma sofisticada de pagar, los cheques bancarios han tenido que dar paso a otras formas de pago más cómodas y fáciles de usar.

No obstante, puede que en algún momento tengas que utilizar uno para un obsequio o pagar en un sitio que solo acepta esta modalidad. Por eso es importante saber cómo rellenarlo y llevar su registro.

En esta guía paso a paso sobre cómo rellenar un cheque bancario te explicamos todos los aspectos relevantes que debes tener en cuenta durante este procedimiento:

Fijarte en el número de cheque

Cheque de caja (cashier's check)Ubicado en la esquina superior derecha, hay una serie de dígitos que identifican al cheque. Este se usa para indicarle al banco cuál estás usando y para que lleves un registro. En caso de que tengas que parar un pago (stop payment), necesitarás saber cuál es el número.

En ocasiones las personas sienten preocupación por utilizar el mismo número de cheque más de una vez. Esto puede pasar cuando solicitas una chequera nueva y se te olvida dónde fue que terminaste con la anterior.

Esta situación podría hacerte repetir el número, lo cual puede ser problemático si algo ocurre con el pago.

Colocar a quién está dirigido

En la sección que dice “Pay to the order of” o “Pay to”, es donde vas a colocar el nombre del destinatario del cheque, que puede ser una persona o una empresa. Cuando te piden que lo escribas a nombre de “cash”, debes tener presente que cualquiera lo puede cobrar.

Siempre es bueno preguntar a quién va dirigido y escribir correctamente el nombre para evitar una situación incómoda o una comisión por cheque devuelto. En este sentido, evita usar las famosas abreviaciones para que ahorrar problemas a quien retirará el dinero.

Anotar la fecha

Justo al lado izquierdo del número está la sección que dice “Date”. Ahí es donde vas a colocar la fecha correspondiente a cuándo quieres que se cobre. Puede ser el mismo día, una semana después o incluso varios meses más adelante.

Posdatar un cheque se usa con alguien conocido y cuando aún no tienes fondos. En nuestra experiencia, mucha gente se equivoca con la fecha por no estar atentos o por confundirse con la fórmula estadounidense: mes/día/año.

Escribir el monto en letras

Por fácil que parezca, en esta parte la gente suele complicarse más al rellenar un cheque bancario. Esta sección está justo debajo de donde dice “Pay to” y te toca escribir la cantidad a pagar. La regla básica es que lo coloques así como suena. Si son $1.250, sería: “one thousand two hundred fifty”.

No te preocupes por el guion (entre 21 a 99), porque a muchos bancos no les importa si lo colocas o no.

Cuando se trata de centavos, hay que utilizar una fracción. Es decir, si la cantidad tiene $0.75, se escribe como 75/100. También te recomendamos acostumbrarte a colocar el “and” antes de los centavos. Por ejemplo, con la cifra $3,150.45, tendrías que escribir “three thousand one hundred fifty and 45/100”.

Poner la cantidad a pagar en números

Al lado derecho de la sección “Pay to the order of” es donde vas a colocar el monto en números. No debería tener complicaciones, pero recuerda usar bien las comas y los puntos. Las comas para separar los millares y el punto para los decimales o centavos.

Como la casilla tiene un signo de dólar, no hace falta colocarlo.

Rellenar el recordatorio (opcional)

En la esquina inferior izquierda hay una línea llamada “Memo”. Esta sección para recordar a la persona para qué es el cheque bancario. La sugerencia es que no trates de escribir sino más bien mantener el mensaje claro y simple.

En ocasiones el destinatario podría pedirte que coloques el número de factura o tu número de cuenta de cheques.

Firmar el cheque bancario

La firma de este título de valor es considerada como la parte más importante porque sin ella el destinatario no podrá cobrarlo. Además, no incluirla hace que el cheque sea inválido y muchos sitios te cobran una comisión adicional por esta circunstancia.

De hecho, hay muchos comercios que no aceptan cheques que no estén firmados. Por eso tienes que estar atento cuando vayas a darle uno a alguien que no está pendiente o cuando lo vayas a enviar por correo. Aunque parezca trivial, mucha gente olvida firmar.

Llevar el registro

Por último, es importante anotar la cantidad que pagaste y el propósito del cheque. Así puedes seguir con más detalle tus gastos y gestionar mejor tus finanzas personales.

Saber cómo rellenar un cheque bancario tiene sus sutilezas, debes estar atento cuando usas esta forma de pago. Por eso en Busconómico queremos que estés pendiente de no cometer errores por desconocimiento y de que manejes tu economía personal con inteligencia.


Comentarios


Comentarios

Nombre:
Mail:
Comentario: